México es un “País de mentiras”

Por ser de interés se reproduce nota sobre la presentación del libro de la escritora Sara Sefchovich publicada en El Universal en 28 de noviembre: “La mentira se convirtió en eje del discurso público de los políticos, funcionarios y gobernantes que prefieren engañarnos y mentirnos que reconocer sus errores y fracasos” La mentira se convirtió en eje del discurso público de los políticos, funcionarios y gobernantes que prefieren engañarnos y mentirnos que reconocer sus errores y fracasos, denunció la socióloga y escritora Sara Sefchovich.

Explicó que la mentira no es algo que se les ocurrió a los que tienen el poder; viene de la misma sociedad donde mentir es parte de la cultura.

“Mientras la mentira siga siendo funcional la seguiremos teniendo, no va a desaparecer del mapa por como está funcionado el sistema mexicano”, expresó la articulista de EL UNIVERSAL, quien anoche presentó su libro País de mentiras.

En entrevista, Sefchovich aseguró que su libro es la manifestación del hartazgo de la sociedad que exige un cambio. “Sabemos que no todo funciona pero por qué decir que todo está perfecto y que la economía es sólida y que esto es sólo un catarrito, por qué no nos dicen la verdad, que ¿soy un estúpido como ciudadano?”, añadió.

Advierte que País de mentiras es un texto amargo que documenta cómo la mentira se ha enquistado en varios ámbitos y niveles. No da recetas ni acusa a nadie, sólo demuestra ese rasgo cultural de la forma de funcionar de la sociedad.

La autora de La suerte de la consorte y Veinte preguntas ciudadanas a la mitad más visible de la pareja presidencial, confió en que su libro provoque esa misma indignación a la mentira. “Entiendo que va a cambiar cuando nos hartemos lo suficiente. Yo creo que los cambios van de abajo para arriba. Para que cambien las sociedades los ciudadanos deben tomar la decisión de que quieren cambiar”, dijo.

“No conozco un solo mexicano que haya dicho que se le hizo justicia de forma eficiente, expedita y gratuita”, señaló la investigadora de la UNAM; la peor mentira es creer que es eficiente la impartición de justicia.

—¿La mentira es necesaria?

—Ha sido necesaria y funcional, porque no nos van a decir ‘no le cumplí lo que le prometí’, ‘oiga no puedo hacer lo que dije que iba a hacer’ y es funcional porque cuando nos dicen que están ganando la batalla contra la delincuencia o eliminando la pobreza creen que por decirlo así, nosotros vamos a creerles que están haciendo su papel de gobernantes y funcionarios. Creen que nos engañan. Los ciudadanos sabemos que nos están diciendo una mentira

—¿La mentira suple a la incompetencia?

—En muchos casos suple la incompetencia, en otros a la incapacidad, al miedo a la falta de voluntad política, la falta de recursos. Es cierto que tampoco inventaron el país, lo recibieron así, pero es más fácil decirte ‘sí estamos logrando esto’ que lograrlo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s