Algunas ideas sobre la democracia

El término democracia, desde un punto de vista amplio, se refiere al gobierno de las mayorías y por lo tanto, en éste prevalecen, al menos en teoría, la igualdad, justicia y libertad entre ciudadanos. Como sinónimo, sus principales defensores, la presentan como el virtual paraíso en la tierra, la gran utopía que Moro no alcanzó a imaginar. Sigue leyendo

Partidos políticos 3.0: Promesas electorales y demandas ciudadanas

Pese a que existe una decepción social creciente sobre el desempeño de los partidos políticos,  los procesos electorales aún continúan atrayendo votantes que ingenuamente creen que su voto hará la diferencia. Pero el desengaño no tarda en reaparecer, pues el personaje elegido cae en las mismas prácticas que sus predecesores; con ello, dando paso al ciclo vicioso del desencanto. Sigue leyendo

PAN-DF Dónde está el dinero

Ricardo Alemán. El Universal. Itinerario Polític. 16 de enero de 2009


Como documentamos en las dos anteriores entregas del Itinerario Político —14 y 15 de enero—, lo de menos es que funcionarios del PAN-DF se hayan hecho pasar como promotores agrarios en la SRA para embolsarse una bicoca de miles de pesos.

En realidad lo verdaderamente grave de ese presunto fraude es que existen indicios de que el dinero que entregó la Reforma Agraria a diversos programas sociales, no sólo pudo haber sido desviado por el PAN-DF para otros fines, sino que ni siquiera existan las organizaciones que se registraron para recibir los apoyos económicos. ¡A ver, a ver..! ¿De qué se trata?

Como dijimos el miércoles 14, EL UNIVERSAL reveló en su edición del 28 de julio de 2008 que dos funcionarios de la Reforma Agraria fueron pillados cuando favorecieron dos proyectos productivos de los que sus respectivas esposas eran fundadoras. El beneficio que habrían obtenido en conjunto se estima en tres millones de pesos.

Los funcionarios eran —porque ya fueron despedidos—, Wilfredo du Solier Espinosa, quien se desempeñaba como director de Política y Planeación Agraria, y su segundo, Luis González, asignado al programa Joven Emprendedor. El primero creó, junto con su ex esposa, Perla Paola Sánchez, la empresa Agropráxis, en tanto que el segundo fundó con su esposa Araceli López, la empresa Agronexos.

Resulta que Agropráxis y Agronexos crearon organizaciones sociales de supuestos proyectos juveniles demandantes de apoyo económico a través de los programas de la SRA, mismos que fueron aprobados. El problema vino cuando algún ocioso descubrió que dichas organizaciones sociales en realidad no existieron —se habían presentado proyectos para de criaderos de pollos en San Luis Potosí—, y que el dinero público fue a parar de manera directa a las arcas de las empresas privadas de Du Solier Espinosa y González. ¿Y eso qué tiene que ver con el PAN-DF?

Pues resulta que cuando estalló el escándalo —por cierto, detonado por el perredista Agustín Guerrero—, los denunciantes vincularon a los funcionarios de la SRA pillados en presuntas irregularidades, con la dirigente del PAN DF, Mariana Gómez del Campo. ¿Por qué esa liga? Porque para el panismo de la capital del país no es ningún secreto el apoyo político que desde los tiempos del destape como candidato presidencial de Felipe Calderón dieron los grupos de “la prima” Mariana.

En respuesta, la dirigente del PAN —EL UNIVERSAL 1 de agosto de 2008—, dijo no conocer a Wilfredo du Solier Espinosa, a pesar de que de manera pública se conoció una gráfica en la que aparecía éste flanqueado por las hermanas Mariana y Teresa Gómez del Campo. Luego del escándalo, la Función Pública descubrió que amparado en la amistad de las hermanas Gómez del Campo —pues en ese tiempo era novio de Teresa—, Du Solier Espinosa y su socio en realidad crearon organizaciones fantasmas para con ello “ordeñar” dinero de la SRA. Y por eso fueron despedidos. ¿Y eso qué tiene que ver con el nuevo escándalo?

Casi nada, que si en ese tiempo Solier Espinosa y su socio se aventaron la puntada de crear grupos sociales fantasmas para sacar provecho personal —al amparo de la dirigencia del PAN-DF—, nadie puede garantizar que sean reales las 42 organizaciones que promovieron los cinco funcionarios del PAN-DF para recibir dinero público. ¿Dónde están esas organizaciones? ¿Existen o no? ¿Siguen vivas o ya desaparecieron? ¿Dónde fue a parar el dinero? Esas y otras preguntas se hacen en la SRA.

Y es que en el ejercicio de 2008, la Reforma Agraria autorizó en total 6 mil proyectos sociales, de los cuales mil 200 fueron al programa del Fondo de Apoyo para Proyectos Productivos (FAPPA), y 4 mil 800 al Programa de la Mujer en el Sector Agrario (Promusag), todos con un presupuesto de mil 500 millones de pesos.

¿Cuántos de los 6 mil proyectos sociales realmente cumplieron su función? ¿Cuántos pudieron terminar en simulaciones para “ordeñar dinero” público como se ha demostrado en el caso del PAN-DF? ¿El PAN-DF es el único partido político que se ha beneficiado de esos programas? ¿A poco no es cierto que también están involucrados PRD y PRI? ¿Quién investigará las presuntas irregularidades? Por lo pronto, “la prima Mariana” guarda silencio, acaso segura de la impunidad familiar. Los electores tienen la palabra. Al tiempo

Continúa la corrupción panista

Alrededor de 15 millones de árboles plantados como parte del programa forestal del gobierno federal ProÁrbol, son especies clasificadas como exóticas, que están prohibidas por la Ley General de Vida Silvestre y la Ley General de Desarrollo Forestal Sustentable, revelaron especialistas de Greenpeace.

Además de estas violaciones a la norma, las nueve variantes de especies exóticas utilizadas afectan el ecosistema y al final no podrán sobrevivir en las regiones áridas que autoridades eligieron para plantarlas; sin contar con que 56% de lo sembrado fueron nopales, agaves y magueyes, por lo que la medida no puede ser considerada como “reforestación”.

 

Frente a estas anomalías, organizaciones ambientalistas que aglutinan a más de 200 grupos nacionales e internacionales, exigieron al gobierno federal que demuestre con evidencias científicas que 58% de los árboles y cactáceas plantados de 2007 a la fecha han sobrevivido, se den a conocer los estudios que se realizaron para decidir el tipo de árboles que se plantaron y las zonas en las que se hizo, pues hay serias dudas sobre las “cifras alegres y el éxito del programa” en el que se han invertido 2 mil 700 millones de pesos.

 

Violaciones a la ley

Paloma Neumann integrante de la campaña de bosques de Greenpeace, quien durante 2007 elaboró la investigación de campo para evaluar el programa ProÁrbol, detectó que la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) optó por reforestar zonas con especies exóticas: acacia, casuarina, eucalipto, melina, jacaranda, nogal, pino radiata, pirul y teca, a pesar de estar prohibidas por la ley.

 

En entrevista, detalló que “el caso más dramático” se halló en Aguascalientes, en la zona conocida como el Túnel de Potrerillos, donde se reforestaron 56 hectáreas con eucalipto, especie exótica conocida por su rápido crecimiento ya que “absorbe y extrae mucho agua, pero es inadecuada para usarla en zonas áridas; tiene una sustancia tóxica, que al caer al suelo lo contamina e impide el crecimiento de otras plantas nativas de la región”.

 

En Jalisco, en el municipio de El Arenal, en una zona agotada por la siembra de agave azul, Semarnat reforestó con pino, en un lugar “donde ni siquiera hay una capa adecuada de tierra para que la especie se desarrolle, y hace seis meses había 10% de sobreviviencia”.

 

En el ejido El Coto, en San Juan del Río, detalló, se sembró cedro blanco, un árbol de vegetación de coníferas, y el pirul, que es exótica, que también contiene sustancias que impiden el crecimiento de otras plantas; mientras que el pino radiata lo sembraron en Guerrero, que “no es una especie mexicana, utiliza mucha agua y no puede usarse en el país, pues en lugar de recuperar la vegetación original podría provocar daños a los ecosistemas”.

 

La especialista señaló que estos casos, ponen en evidencia que el gobierno federal no realizó un diagnóstico para determinar cuáles eran los árboles idóneos para reforestar.

 

Al respecto, el coordinador de la campaña de bosques de Greenpeace, Héctor Magallón, dejó en claro que la ley “prohíbe la liberación de especies exóticas para reforestar, aunque Juan Rafael Elvira Quesada, titular de la Semarnat asegure que sólo fue 5% de lo plantado, se está violando la ley”.

 

Exigen cuentas

Sobre estas anomalías, Beatriz Bugeda, vocera del Observatorio Ciudadano de Vigilancia Ambiental (OCVA) que representa a 120 organizaciones; Luis Miguel Robles Gil, vicepresidente de la Unión de Grupos Ambientalistas —que integra a 107 organismos no gubernamentales—, y Patricia Arendar, directora ejecutiva de Greenpeace México, exigieron al gobierno federal que se transparente el uso de los recursos utilizados en ProÁrbol.

 

Exigieron que el titular de Semarnat haga públicas las 100 supuestas auditorías efectuadas al programa, cuando estudios externos muestras irregularidades que la dependencia no detectó.

El libro de Ahumada

Ciro Gómez Leyva, Milenio Diario, Miércoles, 14 Enero, 2009

Conversé en los primeros días de enero con Carlos Ahumada en su casa de San Ángel. Estaba preparando el regreso a Buenos Aires. Me dejó una copia de su libro: “Aquí está, le faltan unas 20 páginas; velo y ojalá quieras escribir el prólogo”.

Las 150 páginas que leí son trepidantes. No entiendo la pasión de Ahumada por las sobredosis de adrenalina. Me consta lo que sufrió entre 2004 y 2007. Lo escuché arrepentirse y, sin embargo, aquí viene de regreso con un libro que cuenta todo, todo, sobre los videoescándalos. Y que va a volver a tocar famas y prestigios y, sin duda, revivirá a sus enemigos y enfurecerá a otros que hoy, todavía, no lo son.

Ahumada preparó un formato para bloquearse las salidas fáciles: el de las preguntas y respuestas. Preguntan 13 periodistas (Carlos Marín, Luis González de Alba, Óscar Mario Beteta, Manuel Feregrino, Jorge Fernández Menéndez, Pablo Hiriart, Adela Micha, Ricardo Alemán, Carlos Ramírez, Nino Canún, Ricardo Pascoe, Carlos Ramos Padilla y Guadalupe Rincón), sus tres hijos, su esposa Cecilia y su cuñada Beatriz.

Las respuestas son minuciosas y muy generosas. Va al detalle. Se fijó como objetivo no gastar papel y tinta a lo tonto: “Escribo el libro para contarle y explicarle a mis tres hijos cómo fueron los hechos, quiénes participaron, qué hicieron y por qué lo hicieron”, dice con la convicción del que se prepara para una segunda Cruzada. “Es una promesa que les hice a mis hijos y estoy cumpliendo”.

El desfile de personajes es opulento. De más de uno me cuesta creer lo que Ahumada narra. Voy a releer el texto el fin de semana antes de aceptar la invitación.

Él quiere que esté circulando a principio de la primavera.

Continúan muestras de corrupción panista en el gobierno federal

A dos años de su creación, ProÁrbol, “el principal programa de apoyo al sector forestal” impulsado por el presidente Felipe Calderón, no ha rendido frutos: más de la mitad de lo plantado no fueron árboles, sino cactáceas, y 90% de lo sembrado en 2007 ha muerto, según cálculos oficiales.

Organizaciones ambientalistas ponen en tela de duda el manejo de los 2 mil 700 millones de pesos que el gobierno invirtió para esa causa, mientras que asociaciones de silvicultores ya han denunciado ante la Cámara de Diputados favoritismo e irregularidades.

Comunidades de Jalisco, Chihuahua, Puebla, Aguascalientes, Guanajuato, Morelos y Nuevo León fueron parte de un muestreo realizado por Greenpeace para evaluar el programa en 2007 y detectó que 74% de lo sembrado había muerto a pocos meses de ser plantado y que sólo 8% estaba en condiciones de sobrevivir hacia 2009.

“La política está basada en una estrategia errónea, no se trata de sembrar árboles a lo loco”, dijo Héctor Magallón Larson, coordinador de la campaña de bosques de Greenpeace.

Al respecto, pobladores de El Cedral, un predio comunitario de Chiapas, refieren que esa área se destinaría al rescate ecológico, pero no se plantó un solo árbol; “la planta no llegó a tiempo”.

Relatan que el técnico que asesoró al ejido para la obtención de los fondos federales les pidió plantar los árboles, aunque ya no tuviera sentido: “Él decía ‘yo saqué el proyecto, el proyecto salió… hay que pegarlo aunque no pegue la planta’”, recuerdan ejidatarios.

No obstante, Juan Rafael Elvira Quesada, secretario de Medio Ambiente y Recursos Naturales, explica que ProÁrbol ha beneficiado a más de 4 millones de personas, a través de un millón de hectáreas conservadas, y que de ninguna de las 100 auditorías que ha ordenado resultaron indicios de corrupción.

 

¿Cuánto gana el sindicato de Pemex?


El panismo ha mantenido bajo su nómina a las viejas estructuras del PRI, como los sindicaros de maestros, petroleros y ferrocarrileros. Les continúa dando las dádivas con las cuales compran su fidelidad.

La gran diferencia con el PRI, es que mientras las organizaciones surgieron como producto de luchas sociales derivadas del movimiento de la Revolución Mexicana estaban integradas al partido y con el pan, sólo son empleados a quienes se les paga por el servicio de contener las demandas sociales. El PAN no busca integrarlos a su partido pues los considera un mal necesario y un reducto de los que representa la sistema basado en la corrupción. Elba Esther Gordillo, para los panistas pertenece a otra clase social, a la de la servidumbre, quien jamás será digna de pertenecer al PAN.

EL PAN pese a no tener una base social sólida, sabe de la practicidad de los políticos mexicanos, por lo que es factible comprarlos.

Veamos ahora el caso del sindicato de PEMEX. Para los que pensaron que el PAN iba a acabar con esa situación, se equivocaron, todo sigue igual. ¿Cuánto nos cuesta a los mexicanos esta relación perversa?

Elizabeth Velasco C. de La Jornada reporta que Carlos Romero Deschamps, líder del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana perdió un juicio de amparo de siete que ha presentado como “tercero perjudicado” en contra del Instituto Federal de Acceso a la Información para evitar que Petróleos Mexicanos (Pemex) difunda el monto de los recursos del erario que ha recibido la organización por obligaciones contractuales, así como los montos que mensualmente ha descontado en los años recientes a entre 120 mil y 140 mil sindicalizados. Pemex informó que de enero de 2005 a julio de 2007 entregó al STPRM alrededor de mil 273 millones 588 mil 39 pesos por el cumplimiento de sólo ocho cláusulas del contrato colectivo de trabajo (CCT). Dichas cláusulas involucran el pago de 51 millones 254 mil pesos por gastos de viaje del comité ejecutivo nacional (CEN) del STPRM, integrado por siete personas; 138 millones 744 mil pesos por concepto de “apoyo económico” a los integrantes del CEN; 748 millones 498 mil 236 pesos por cuotas sindicales; 167.2 millones por gastos de contratación derivados de las revisiones anuales del CCT; 84.8 millones de pesos por “préstamos”; 1.5 millones de pesos por compra de libros e instructivos para la biblioteca. Asimismo, 5 millones 295 mil 715 pesos para el sostenimiento de la banda de guerra y música, así como el salario de sus directivos; un millón 434 mil 390 pesos por fomento y administración de actividades deportivas; 48 millones de ayuda para gastos derivados de los festejos relacionados con el desfile del Primero de Mayo, y 26.8 millones de ayuda para gastos derivados de los festejos por el aniversario de la expropiación petrolera. La difusión de esos datos se ordenó en el recurso 948/2007 del IFAI, impugnado por el STPRM desde noviembre de 2007. Pemex entregó en 2008 a esa organización unos 135 millones de pesos para cubrir los “festejos” relacionados con el aniversario de la expropiación petrolera, con el primero de mayo, y los gastos de contratación por la revisión anual de ese año. Pese a que el sindicato petrolero no es considerado por la Ley Federal de Transparencia como sujeto obligado a rendir cuentas, ni se le solicitó la información, esa organización interpuso los amparos como “tercero interesado” en al menos seis resoluciones en las que el IFAI ordena a Pemex entregar información diversa. En dos de los juicios ha obtenido sentencia favorable de los juzgados primero y octavo de distrito en materia administrativa en el DF”.